Skip Navigation

Las afecciones para las que ofrecemos tratamiento: Meduloblastomas

Niña sonríe mientras el doctor escucha sus latidos

Cuando un niño tiene un tumor cerebral es una experiencia transformadora para toda la familia. El meduloblastoma es uno de los tipos más comunes de tumor maligno cerebral infantil. Una ventaja es que los niños cuentan con mayor probabilidad de sobrevivir un tumor cerebral, que los adultos. En Johns Hopkins ofrecemos tratamiento, no solo para el niño afectado, sino para toda su familia. A manera que nuestros equipos médicos van abordando los distintos tratamientos que serán necesarios, los especialistas en vida hospitalaria infantil y trabajadores sociales aprovechan para brindar apoyo y educar al paciente y su familia, con materiales pertinentes y adecuados para su edad.

Solicite una cita:

Conozca sobre nuestros servicios de conserjería médica.

 

+1-443-863-4150 o +52-5585263760 (México)
 

Contáctenos

Meduloblastomas: Lo que necesita saber

  • Los meduloblastomas se forman en el cerebelo y pueden diseminarse hacia la columna vertebral y otras partes del cuerpo.
  • Se producen más que nada en niños de edades 4 a 9 y afectan más a los niños que a las niñas.
  • La mayoría de los niños con tumores cerebrales no parecen tener factores de riesgo para tumores cerebrales.
  • Su médico tendrá que hacer unos exámenes para determinar el grado de malignidad/estadio del tumor de su niño. El grado/estadio le ayudará a su médico a determinar qué tanto se ha diseminado el tumor.
  • Algunos tumores, incluso los meduloblastomas, siempre se consideran de alto grado, aunque no cuentan con una clasificación numérica específica.
  • La estadificación de tumores puede establecerse antes o después de la operación quirúrgica.
  • Si usted nota que su niño tiene dolores frecuentes de cabeza, náuseas y vómitos, caminata inestable, falta de coordinación en sus movimientos o agotamiento físico, vea a su doctor de inmediato. Estos podrían ser los síntomas de un tumor cerebral.
  • Los meduloblastomas solían ser mortales, pero en Johns Hopkins hemos tratado exitosamente algunos de estos tumores con una combinación de operación quirúrgica y tratamientos complementarios. La quimioterapia (el tratamiento con fármacos antineoplásicos) y la radioterapia (el tratamiento dirigido o selectivo de rayos X que destruyen células cancerosas) siempre se emplean después de la operación quirúrgica.

Los tumores cerebrales infantiles – Preguntas frecuentes

Vea al Dr. Alan Cohen, Jefe de Neurocirugía Pediátrica, mientras responde a algunas de las preguntas más frecuentes sobre los tumores de cerebro en pacientes pediátricos.

 

Este vídeo está disponible con subtítulos en español. Haga clic en esta imagen  en el reproductor de vídeo para seleccionar subtítulos en español.

¿Por qué escoger a Johns Hopkins para el tratamiento de un meduloblastoma?

Adelantos médicos en el tratamiento de los meduloblastomas

El neurocirujano pediátrico, Edward Ahn, revisa imágenes médicas

Los niños con tumores cerebrales requieren atención médica especial debido a que sus cerebros y cuerpos aún están en desarrollo. El tratamiento dependerá del tipo, tamaño y localidad del tumor y de la salud general del niño.

El tratamiento de los meduloblastomas generalmente es una combinación de operación quirúrgica, radioterapia (excepto en los casos de los niños muy pequeños) y quimioterapia.

Ahora que se encuentra luchando por la salud de su niño, también estará pensando en sus opciones para el futuro. En Johns Hopkins estamos al frente de los tratamientos médicos de los cánceres infantiles y podemos brindar opciones que protegerán y conservarán su fertilidad.

El tipo de operación más común para extirpar un tumor cerebral infantil se llama craneotomía. Este procedimiento requiere de una incisión en el cuero cabelludo para remover un pedazo del hueso del cráneo. Después de abrir el cráneo, el neurocirujano extirpa el tumor, o remueve tanto cuanto sea posible, procurando no causar daño al cerebro.

Las maneras en que Johns Hopkins mejora los resultados de una operación quirúrgica

Nuestros neurocirujanos emplean las técnicas quirúrgicas y de diagnóstico por imágenes más avanzadas, para mejorar los resultados de las operaciones quirúrgicas de los tumores infantiles cerebrales y de la médula espinal. Estas técnicas permiten que los neurocirujanos puedan planear y realizar la operación con precisión y emplear los métodos más accesibles de mínima invasión.

 Algunas de las técnicas son:

  • Resonancia magnética intraoperatoria, la cual permite realizar resonancias magnéticas o tomografías computarizadas durante el transcurso de la operación en el quirófano, y ayuda a los neurocirujanos a extraer tumores cerebrales y de la médula espinal de una manera segura y eficaz.
  • Cirugía estereotáctica guiada por de imágenes computarizadas, una técnica quirúrgica que emplea computadoras muy especializadas para localizar y extraer los tumores en el cerebro o la médula espinal, que de lo contrario serían imposibles de operar.
  • Cartografía cerebral intraoperatoria, esta neurocirugía  se realiza mientras el paciente está despierto, pero sedado, para extirpar tumores que de lo contrario no podrían ser operados.
  • Neuroendoscopía cerebral (cirugía endoscópica) es una técnica quirúrgica de mínima invasión en la cual se emplea un endoscopio (un tubo flexible con un sistema de iluminación en el interior) para extirpar ciertos tipos de tumores cerebrales y de la médula espinal, mediante una pequeña incisión quirúrgica en el cráneo o a través de la nariz o la boca. Esta técnica ayuda a reducir el traumatismo de la manipulación quirúrgica en el cerebro y permite una mejor recuperación después de la operación.

En el caso de los meduloblastomas, después de la operación quirúrgica se recomiendan la quimioterapia y/o radioterapia para destruir por completo cualquier posible residuo del tumor.

Le presentamos a los especialistas en meduloblastomas

Cuando un niño recibe un diagnóstico de tumor cerebral o de médula espinal es tratador por un equipo multidisciplinario de especialistas de Johns Hopkins que incluye neurooncólogos, neurocirujanos, neuropatólogos y neuroradiólogos que trabaja en unísono para determinar cuál será el tratamiento óptimo. A continuación, le presentamos a algunos de nuestros neurocirujanos pediátricos:
 

El equipo de conserjería médica

Una coordinadora de cuidado hispano-hablante sonríe mientras conversa por teléfono

Nuestra meta es brindarles, tanto a usted como a su familia, una experiencia personalizada que les haga sentir en Johns Hopkins como si estuviesen en la serenidad de su hogar. Nuestro equipo de conserjes se encargará de asistirlo antes, durante y después de su atención médica. El conserje médico será su enlace entre Johns Hopkins y usted antes de su visita, para ofrecerle guía y coordinación en sus servicios médicos y hospedaje.

Desde el principio hasta el final de su estancia, usted contará con un coordinador de cuidado médico familiarizado con su cultura y su idioma. Su coordinador le llevará a sus citas médicas y estará a sus órdenes en cualquier momento para responder a sus preguntas o dudas.

Deseamos que, tanto usted como su familia, se sientan cómodos y sin estrés para que puedan concentrarse en su recuperación. Si desea solicitar una cita, si necesita ayuda planificando su viaje o si simplemente necesita hacer alguna pregunta, por favor llámenos al +1-443-863-4150 o +52-5585263760 (México).